¿Qué dice nuestro Alumnado?

¿Qué dice nuestro Alumnado?

Durante todos estos años de experiencia de la Escuela práctica de Mediación (EPM) contamos con los testimonios personales todos aquellos alumnos/as (de verdad, de carne y hueso) que han querido transmitirnos su gratitud y su experiencia con nosotros   y que quizás puedan servirte de referencia a través de sus experiencias formativas con la EPM, estos son solo algunos de ellos:

Domingo Torre Bezanilla Alumno  VIII Promoción EPM 2018

El curso ha superado mis expectativas, muy bien estructurado, los profesores  han mostrado en todo momento una gran disposición para ayudarnos a resolver nuestras dudas (muy numerosas por mi parte), además de una profesionalidad digna de elogio, los materiales me han parecido muy claros y didácticos, a destacar también los casos prácticos realizados, donde hemos podido practicar las técnicas y herramientas estudiadas , tomar contacto real con la profesión y constatar donde están nuestras dificultades y carencias .

En definitiva, ha sido una experiencia muy satisfactoria y recomendable.

Andrés Flores Rico Alumno  VIII Promoción EPM 2018

1-Completa. Se ve absolutamente todo, desde las fases, las herramientas y mediaciones de varios tipos. Lógicamente no se puede profundizar en todo pero sí que se da peso a la parte práctica, a la mediación en sí y por eso es la mejor enseñanza posible.
2-El único aspecto que me hubiera gustado cambiar es tener aún más tiempo para entrenar más como mediador en los casos simulados.

Idoia Ocerín Urbina, Abogada, Bilbao (Vizcaya) Alumna de la VI Promoción EPM.

“Puedo decir que mi decisión fue acertada ya que a  lo largo del período de prácticas, mi Tutor en el Servicio de Mediación (David Ceballos) me dio la oportunidad de preparar mediaciones, de asistir presencialmente e intervenir en varias de ellas, asimismo me ofreció la posibilidad de aprender nuevas técnicas sobre Mediación tan potentes que llegaron  incluso a resolver asuntos familiares muy complejos. Durante mis prácticas pude estudiar otras técnicas como el Equipo Reflexivo, y colaborar en el Kiosko de la Mediación con la redacción de un artículo por el que recibí un premio en Amecan, todo ello gracias a la preparación y ayuda de David. Podría decir que realizar las prácticas dirigidas por David, fue una experiencia muy enriquecedora tanto a nivel personal como profesional.”

Leticia Pérez Cruz (País Vasco-Abogada. Alumna de la III Promoción 2.013. Actualmente Vicepresidenta de la Asociación de Mediación de Euskadi)

“GRACIAS (en mayúscula, si). La sensación que me queda al finalizar este curso es de plena satisfacción. Normalmente se me hace muy duro estudiar y trabajar y estaba cansada de cursos en los que termino y no sé si he interiorizado algo… En cambio, este año he disfrutado muchísimo estudiando, no se me ha hecho duro compatibilizarlo con el trabajo. Sobre todo quería destacar las clases presenciales, la calidad humana de los ponentes y de los que organizáis todo para que éstas sean muy diferentes y se disfruten más, hasta los lugares que habéis elegido!! con los que he aprovechado para conocer más de Cantabria y que me han sacado de la rutina. Por último y para mi muy importante, agradeceros la cercanía que habéis mostrado y la atención permanente, es algo que siempre he echado de menos en otras formaciones. Esto ha hecho que pueda desenvolverme con soltura y ser más participativa. . La energía perfecta para disfrutar de la Mediación y para terminar el curso QUERIENDO MAS!!!”

 

Vicente Maza Bazán. (Cantabria-Trabajador Social-Terapeuta Gestalt. Alumno IV Promoción 2.014)

En primer lugar ha sido una maravillosa experiencia humana, personal, pues he podido conocer personas con muchas ganas de aprender, con generosidad, que encarnan muchos de los valores de la cultura de la paz y de la cooperación. Gracias a todos ellos y ellas, por facilitar un clima de aprendizaje tan cálido, tan estimulante y tan alentador. Por otro lado, he podido traspasar más allá de los manuales teóricos y conocer, gracias a buenos profesionales de la mediación, lo que es la práctica real, enfrentarme a familias, aunque sean de laboratorio, en una experiencia que, de otra manera, no habría podido tener. También quiero destacar lo que ha supuesto esta Escuela para mí de reto de superación, al darme la oportunidad de poner a prueba nuevas habilidades y destrezas. Gracias por lo aprendido y lo compartido”

Iñigo Vitorica Ayerdi (País Vasco-Psicólogo-Experto en Mediación Comunitaria. Alumno de la IV Promoción 2.014)

La valoración final de mi paso por el curso es muy positiva. Entre otras cosas, agradezco haber conocido a una asociación y a unos compañeros que creen en la mediación y lo que ésta nos aporta. Tras mi paso, haré todo lo posible para mantener el  contacto y continuar con la formación de la que hablamos el último día. Respecto al aprendizaje, el laboratorio ha sido la parte más interesante y rica, además de los momentos de debate donde todos compartíamos nuestros puntos de vista. Como parte a mejorar, eché en falta el primer día una contextualización del curso: cómo funcionaba la página web, como iba a ser el curso, la evaluación, los trabajos… esto hizo que se me sintiera las primeras semanas algo perdido. Por otra parte, el curso ha supuesto para mí un reencuentro con la mediación y compañeros de profesión. El 2013 fue un mal año profesional por lo que el curso ha sido como un espacio de motivación que me ha devuelto la ilusión por seguir mejorando y practicando la mediación. Sólo por esto, ya me doy por satisfecho. Con todo ello, el curso me ha dejado poso. Como cuando lees un buen libro o ves una buena película, te da la sensación de haber añadido algo valioso a la mochila. Me ha ayudado a aclarar algunos aspectos, recordar otros y reaprender y pulir unos cuantos. Por último, agradecer vuestra valoración final de  mi trabajo, espero haber aportado mi pequeño grano de arena”

Beatriz Cuerno García (Cantabria-Diplomada en Relaciones Laborales. Alumna de la V Promoción 2.015)

El curso ha cumplido todas mis expectativas a nivel formativo tanto teórico, como sobre todo práctico, y eso que aún no he realizado las prácticas, que estoy segura que todavía me van a aportar muchos más conocimientos y visión de la realidad en la Mediación. Cada tema subido a la plataforma, estaba directamente relacionado con el proceso de mediación, cada clase online ponía a prueba mi agilidad mental y mis conocimientos, no dejando que me despistara ni un solo momento, y sobre todo las clases presenciales me han aportado multitud de descubrimientos, sensaciones, emociones…una montaña rusa constante, que jamás imaginé que podrían darse.

Por todo ello, mi valoración global del curso es 99% positiva, y digo un 99% porque hay un 1% que me no me ha dejado disfrutar plenamente de todo el aprendizaje, y ha sido, por supuesto, y por motivos exclusivamente achacables a mis circunstancias personales, el no poder dedicarle todo el tiempo que me hubiese gustado, lo que me provoca una sensación de no haber aprovechado el curso al 100%, y como he comentado con algunos de mis compañeros, no nos importaría repetir, jajaja. Pero de todo esto también saco una conclusión positiva, y es que me queda mucho camino por recorrer y muchas ganas de hacerlo, y de seguir formándome; y es que la Mediación me cautivó/captó mi primer día de clase, en ese mismo momento decidí, quería llegar hasta el final.

Después de toda esta parrafada que os he soltado, solo me queda volver a daros las gracias a todos, y espero sinceramente no perderos de vista…

 

Astrid Álamo Rubio (Cantabria-Licenciada en Periodismo. Alumna de la V Promoción 2.015).

”Es muy difícil expresar con palabras lo que ha significado este curso para mí. Una serie de circunstancias aleatorias se alinearon y me llevaron a buscar formación de algo llamado Mediación, que pese a no saber muy bien qué era, llevaba en mi cabeza mucho tiempo. Barajé varias opciones de formación y ahora sé que elegí la que más se adaptaba a mí. La formación proporcionada por la escuela de AMECAN ha superado mis expectativas con creces. La distribución de los contenidos y los temas en los tres niveles han supuesto un camino de aprendizaje que casi sin darme cuenta, me ha transformado tanto a nivel profesional como, sobre todo, a nivel personal.

A lo largo de los niveles ha habido temas teóricos que me han resultado apasionantes y considero que han sido elaborados con esmero y gran compromiso. Por supuesto ha habido otros que por mi formación de origen me han resultado muy arduos,  pero absolutamente necesarios también.

En cuanto al profesorado, me he sentido extremadamente afortunada de poder aprender de todos y cada uno de ellos.  Me ha parecido una elección acertada la selección de profesores para cada materia. Hemos tenido la oportunidad de conocer perspectivas y visiones diferentes y complementarias de la Mediación, y  han enriquecido mucho esta formación. Debo hacer una especial mención a David Ceballos, que ha sido el “director de orquesta” y que sabe transmitir con gran maestría tanto sus conocimientos como su pasión por la Mediación. Ha sabido “ver” más allá de lo visible, ha logrado que dé lo mejor de mí misma en cada momento y ha conseguido motivarme para ir un poco más lejos cada vez. Para el resto de mis compañeros, sólo tengo palabras de agradecimiento y de alegría de haber podido compartir este camino interior y formativo. Para mí han sido una fuente de inspiración, conocimiento y aprendizaje tan importante como el resto de los elementos del curso. Hemos compartido esta experiencia con camaradería, ilusión y mucho cariño. A pesar de ser un grupo muy heterogéneo creo que nos hemos complementado muy bien de modo que “entre todos hacemos un magnifico Mediador/a”. Sólo me gustaría añadir que me encantaría que hubiera un segundo curso para seguir aprendiendo, ya que he disfrutado mucho de este viaje”.

Sin comentarios

Publica un comentario